Tratamiento kobido emperatriz

La terapia facial Kobido Emperatriz ayuda a rejuvenecer el rostro y reparar el tejido facial dañado, previniendo y reduciendo el impacto del proceso de envejecimiento facial.

Esto provoca una mejora considerable en la piel, dándole luminosidad y mejorando el tono, así como eliminando y previniendo las arrugas, bolsas de ojos e hidratando notablemente nuestro rostro.

El Kobido se combina con técnicas Shiatsu, con el objetivo de recuperar y equilibrar la energía de nuestro organismo. Aplicado al rostro, consigue que este tenga más vitalidad, liberando los bloqueos de la musculatura facial y cuello, relajando las zonas tensionadas que son las causantes de provocar las arrugas faciales.